El poder terapéutico de la Danza


El artículo que adjunto, se publicó en el Diario El Popular de Olavarría y coincido mucho en lo que vierte el mismo ya que es eficiente todo lo relacionado al movimiento corporal porque es un complemento muy importante en las psicoterapias clásicas,que centralizan todo lo relacionado con la mente dejando en segundo plano al cuerpo. A lo largo del artículo se hace alusión como complemento para combatir ansiedades, angustias, depresiones, etc, actuando el movimiento como liberador de tensiones y lo que quiero agregar a todo esto es que en la sexualidad ayuda a las personas con problemas, incrementando la posibilidad orgasmática, mejorando la autoestima pudiendo solucionar problemas de eyaculación precoz, que es un problema en personas muy ansiosas, muy precipitadas y muy ensimismadas, lo que hace la danza es liberar situaciones de miedos, ansiedades previas y ayuda a la relajación. A veces una de las cuestiones que tiene la danza es el relacionarse con el sexo opuesto y con personas de distintas edades, esto es un factor de acercamiento, si bien en algunas danzas se trabaja en forma individual en otras como el tango, salsa, bachata, etc, ayuda a llevar al abrazo, al contacto y ayudan a deshinibir. He publicado una nota anteriormente hablando del tema que aunque sea repetitivo no deja de ser una información necesaria.

ARTÍCULO DEL DIARIO "EL POPULAR"

Un estudio explora el poder terapéutico de la danza

Investigadores de la Universidad Nacional de San Luis proponen el movimiento corporal como una alternativa a la psicoterapia convencional.

En la antigüedad, el cuerpo era un medio de expresión que se incorporaba en danzas grupales, rituales, ceremonias religiosas y celebraciones, a menudo con fines de sanación. Y a partir de mediados del siglo XX, especialistas como Fedora Aberastury, Gerda Alexander y Alexander Lowen incorporaron el movimiento del cuerpo en la psicoterapia individual o grupal, aunque, por lo general, nunca lograron disipar la desconfianza por la ortodoxia académica. Ahora, un flamante estudio cualitativo de la Universidad Nacional de San Luis (UNSL), que recoge la experiencia subjetiva de tres pacientes de danzaterapia, se suma a una creciente tendencia a documentar la utilidad del método en el campo de la salud mental. "Las psicoterapias clásicas toman a la mente como su principal foco de atención y dejan al cuerpo en segundo plano", dijo a la Agencia CyTA-Leloir el autor principal del estudio, el psicólogo Pablo López. "De hecho, hasta ahora ha habido pocos estudios científicos sobre los efectos del movimiento como herramienta psicoterapéutica". Pero la situación empieza a cambiar. En el período 2011-2015, en el mundo, el número de trabajos publicados en revistas científicas reconocidas sobre danzaterapia y terapia del movimiento se duplicó respecto del quinquenio anterior: pasó de 141 a 292. Los estudios han explorado su utilidad en ansiedad, depresión y otros trastornos. Y hasta llegaron a verificar que el baile produce cambios en la concentración de neurotransmisores. En el nuevo estudio, López realizó entrevistas en profundidad con tres pacientes, un joven de 24 y dos mujeres de 40 y 47, quienes reportaron, entre otros antecedentes, intentos de suicidio, labilidad emocional y problemas con su imagen y esquema corporal. Todos ellos participaron durante más de un año en talleres de danzaterapia coordinados por la psicóloga Laura Lerner, del centro GAIA, en San Luis. Los participantes trabajaron en grupo, con música del mundo, ritmos actuales y de pueblos originarios, siguiendo una guía o improvisando a través de la danza. Según López, el análisis de los testimonios muestra que los pacientes lograron progresos en dimensiones vinculadas con el autoconocimiento y la "resignificación" del sí mismo. "Esto permitió que mejorase la relación con ellos mismos, sus parejas, familiares, colegas de trabajo y también con el prójimo", dijo. "Estas actividades promueven la conexión y la integración personal y grupal, desde lugares más creativos y auténticos, favoreciendo la salud individual y colectiva", enfatizó Lerner, autora, entre otros libros, de "Maternidad, crianza y creatividad" (Del Nuevo Extremo). El trabajo fue presentado en el Primer Congreso Nacional de Psicología, realizado en San Luis, y, según López, "ahora sería bueno determinar la eficacia de estos enfoques en el tratamiento de trastornos específicos". Además de López y Lerner, tomaron parte en el estudio la Magister Nora Muñoz de Visco y la licenciada Gabriela Luciano, de la Facultad de Psicología de la UNSL. Agencia CyTA-Instituto Leloir

Notas Recientes
Archivos
Síguenos en
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now