Formas modernas de delitos sexuales

October 18, 2019

  Como entendido en la temática de Sexualidad, en el sentido mas amplio de la palabra y abarcando a todas las edades, tomo con mucha positividad el tratamiento de este tema por funcionarios judiciales que estén totalmente cosustanciados, sobre todo los jueces, para que no liberen a psicópatas, los que tienen la particularidad de salir en libertad en cortos plazos y lamentablemente vuelven a reincidir, como fue el nunca olvidado Caso Sallago, emblemático aquí en Olavarría.

  Muchas veces se toman con liviandad los abusos sexuales, y lamentablemente algunos padres no consideran el caso y creen que sus hijos mienten. Esto ocurría cuando no existía la tecnología actual que gracias a ella podemos poner en evidencia a esta clase de psicópatas.

  Los individuos con esta personalidad perversa, son irrecuperables, mas alla de su edad, porque es una distorsión muy difícil de revertir y los tratamiento psiquiátricos/psicológicos no pueden resolver.   Estas personas carecen de auto crítica y de culpa, por lo general tienen un intelecto por encima de lo normal, llegando a ser lideres políticos, profesionales en medicina, religiosos, etc, y los que no ocupan estos tipos de lugares sociales, tienen la característica también que ante los ojos de los demás, son personas intachables y carentes de maldad. Son personas manipuladoras, que dan vuelta la situación haciendo parecer culpable a la victima.

 

 

Edición Diario El Popular: 17 de Octubre de 2019

EDICIÓN IMPRESA // LA CIUDAD

 

La jornada se llevó adelante en la sede del Centro Cultural "San José"

 

"Los delitos contra la integridad sexual en sí son delitos contra la libertad de la persona"

 

Funcionarios del Poder Judicial de Olavarría y especialistas en la temática brindaron una charla abierta donde analizaron los ciberdelitos, desde el grooming al ciberacoso, pasando por la pornografía infantil, las extorsiones y amenazas. Las recomendaciones: hablar con pares, padres y docentes, no borrar ni bloquear cuentas y denunciar los hechos.

 

‘Hay que denunciar o como mínimo consultar con alguien’, expuso el fiscal Moyano.

 

 

"Cuando uno regala una bicicleta además da las coderas, rodilleras y cascos para que no se lastime, pero cuando regalamos un teléfono no se le da absolutamente nada". A través de esta simple analogía, el fiscal Lucas Moyano expuso la importancia de acompañar a adolescentes y niños al momento de que comiencen a hacer uso de las redes sociales. El objetivo, prevenir que sean víctimas de acosos o extorsiones que podrían ser la puerta de acceso a delitos como el grooming y la pornografía infantil.

"Charla abierta sobre ciberdelito: grooming, acoso virtual y uso responsable de redes sociales" fue la jornada que se realizó ayer por la tarde en el Centro Cultural "San José", donde participaron una treintena de personas, entre estudiantes secundarios y universitarios, docentes, funcionarios policiales y judiciales, entre otros. Los exponentes fueron el titular de la Unidad Funcional de Instrucción Nº 22 de Azul, doctor Lucas Moyano; el coordinador de la Ayundatía en Delitos contra la Integridad Sexual de Olavarría, doctor José Iturralde; y Sebastián Magallanes, consultor en medios digitales y periodista.

El primero orador fue Magallanes, quien realizó una exposición sobre el uso de las redes sociales en la vida cotidiana y la manera en que los chicos se apropian de las tecnologías. "Los adolescentes son quizás los que utilizan mejor las herramientas porque son los más permeables al uso y consumo, pero no están atentos al uso responsable, de qué manera estar prevenidos y alertas ante posibles ataques", describió.

Propuso así que los padres "acompañen" a los hijos en el uso de las tecnologías, no con el fin de prohibir, sino saber qué se utilizan, con quienes hablan, si los conocen o no y que hagan un uso correcto y responsable. "El acompañamiento del adulto es necesario, cuanto más temprano se puedan tratar este tipo de cosas siempre es mejor", agregó.

Del ciberacoso

al abuso sexual

Fueron los doctores Moyano e Iturralde quienes detallaron qué rol cumple la Justicia y cómo se actúa desde la fiscalía cuando se tiene conocimiento de este tipo de delitos. Además, identificaron y describieron cada uno de las prácticas, que no siempre son delictivas, que integran el mundo de los ciberdelitos y tienen como víctima a menores de edad.

Los funcionarios judiciales en principio alertaron que es importante dimensionar que con cada actividad que uno hace en internet y las redes sociales uno deja una "huella digital", que en muchos casos es muy difícil de borrar. Estos datos, que muchas veces son públicos, como imágenes y videos, se convierten en herramientas de acosadores y groomers para chantajear y extorsionar a las víctimas.

Desde el punto inicial, el ciberacoso, luego se expuso cómo se encuadran y a través de qué acciones se cometen delitos como el ciberbullyng, el sexting o sexteo, revenge porn, grooming, la difusión y tenencia simple de pornografía infantil y, finalmente, otros delitos comunes en redes sociales como la calumnia, la injuria y las amenazas.

Al hablar de grooming, se expuso que tiene que darse una serie de instancias para que se cometa este delito: que la víctima sea menor de edad, que para captar a las víctimas se haga uso de los medios tecnológicos y que se compruebe a través de la investigación que quien le escribe al chico o adolescente tenga una clarar intencionalidad de "menoscabar su integridad sexualidad". Se reiteró asimismo que la gravedad del grooming, y de ahí la importancia de prevenir y denunciar, es la puerta de acceso a hechos de mayor gravedad, como es el caso del abuso sexual, pero que ha derivado en crímenes donde la víctima fue el adolescente que había sido captado a través de las redes sociales.

Además se hizo hincapié en que para que el delito sea encuadrado en lo que se conoce como grooming es clave que no haya consentimiento por parte del menor de edad.

"Los delitos contra la integridad sexual en sí son delitos contra la libertad, la libertad de elegir mi vida sexual. La disparidad de edades a veces presupone que ataca de alguna manera la libertad porque esa persona tiene el consentimiento condicionado", describió en este marco el ayudante fiscal José Iturralde.

La denuncia

"Hay que denunciar o como mínimo consultar con alguien", fue uno de los planteos que hicieron los oradores. Describieron así que las denuncias se pueden radicar en cualquier comisaría, aunque generalmente este tipo hechos se exponen en la comisaría de la Mujer y la Familia; en la fiscalía o en el Juzgado de Garantías. "Las denuncias visibilizan un problema", explicaron, medida que activa que el estado tenga que comenzar a trabajar para resolver esta problemática.

"Preservar los mensajes es fundamental para poder acreditar el hecho como así también acreditar, como en el grooming, la acción encaminada a afectar la integridad sexual del menor", refirió el fiscal Moyano. El titular de la UFI 22, especializada en estas temáticas, refirió que más allá de los reparos o la vergüenza que se pueda tener por el contenido de los mensajes, es fundamental "no bloquear y no borrar". Esos elementos permiten darle material a la Justicia para avanzar en la investigación y prevenir que no sólo el denunciante sea víctima de un delito más grave, sino también otros adolescentes.

Please reload

Notas Recientes

June 23, 2020

Please reload

Archivos
Please reload

Síguenos en
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square